El Palacio responde con silencio ante la presión de verdes

Quienes vaticinaron que elMovimiento Verde perdería fuerza por la revelación que hizo el presidente de la Asociación de Industrias de la República Dominicana (AIRD), Campos de Moya, de que un sector del empresariado no le daría más respaldo económico o por el rechazo que generó el manifiesto que pidió la renuncia al presidente Danilo Medina, se equivocaron. 

También quienes han apostado al tiempo para que el movimiento pierda fuerza han errado en sus vaticinios, igual que los que han dicho que la falta de un líder que represente el movimiento lo diluiría en el tiempo. Nada de eso ha ocurrido y por el contrario, el pasado domingo los verdes volvieron a dar una muestra de contundencia y cumplieron su vaticinio de que realizarían “la madre de todas las marchas”.

Ahora, el oficialista Partido de la Liberación Dominicana (PLD) y específicamente el gobierno del presidente Medina tendrán que dar respuesta a las exigencias del Movimiento que incluyen la solicitud de una investigación al presidente de la República. 
Hasta ahora la respuesta ha sido el silencio, contrario a lo que ocurrió con manifestaciones como la de Santiago y San Francisco de Macorís, que luego de las movilizaciones, funcionarios del gobierno alertaron sobre supuestas intenciones desestabilizadoras de los gestores del movimiento. Por el contrario, ayer el consultor jurídico del Poder Ejecutivo, Flavio Darío Espinal, se negó a hablar del tema, a pesar de la insistencia de los periodistas.

El movimiento también ha generado fricción a lo interno del Partido Revolucionario Moderno (PRM), pues mientras Luis Abinader apoya y asiste a las manifestaciones, aparecen cartelones que acusan de corrupto al expresidente Hipólito Mejía e incluso en su manifiesto, los verdes piden que se investigue al principal líder del partido opositor.

La irritación del sector de Mejía con la acusación que le hace el movimiento, se expresó en Nueva York, donde una manifestante se quejó de que se incluya la foto del expresidente en las caminatas. Sin embargo, el vocero del expresidente, Eddy Olivares, emitió una comunicación pública en la que afirma que Mejía saluda el éxito de la manifestación verde del domingo y que también comparte sus demandas. Mejía ha declarado que apoya el movimiento, incluso su hija Carolina y su nieto, Juan Garrigó asistieron a la primera manifestación que se hizo en la capital en enero de este año. 

Para el sociólogo Marcos Villamán pedir una investigación penal contra el presidente Medina es un exceso del movimiento. Y aunque reconoce la legitimidad de pedir el fin de la impunidad y la corrupción, considera que se deben mantener los niveles de prudencia.

Igualmente, dijo que toda la clase política debe entender el mensaje que envía la ciudadanía y que de no sintonizar con esos anhelos perderán el apoyo popular. “Para los partidos en general, la Marcha Verde significa un cuestionamiento de la capacidad que tienen los partidos a las demandas sociales y eso es positivo porque indica que la ciudadanía se ha transformado, específicamente de la capa media”, expresó.

En tanto, para el analista de temas políticos de América Latina Mauricio de Vengoechea, el gobierno del presidente Medina ha respondido de manera inadecuada las demandas del movimiento ciudadano y advierte que tendrá consecuencias para el PLD en las elecciones del 2020. “La Marcha Verde que comenzó siendo una queja ciudadana, se está convirtiendo, poco a poco, en un movimiento donde están todos contra el PLD. Los jóvenes, la sociedad civil y los partidos y líderes de oposición. Si esto continúa y sigue creciendo como parece, mucho me temo que el PLD saldrá del gobierno en el 2020”, vaticinó.

De Vengoechea también calificó como torpe el manejo comunicacional que el gobierno ha dado ante el Movimiento Verde. “A diferencia del primer cuatrienio, la torpeza con que el gobierno ha manejado las comunicaciones en este segundo periodo, contribuye a crecer la indignación y de los dominicanos. Después de la marcha de ayer (el domingo) sale a mostrar que es el quinto presidente mejor evaluado del mundo, algo que indigna más a quienes salieron a marchar “, sostuvo cuestionado por elCaribe.

Verdes advierten en lo adelante hay que hablar con ellos 

La periodista Altagracia Salazar, una de las principales voceras del Movimiento Verde, destacó la capacidad de movilización que tiene la entidad y su influencia política. “Esta estructura nacional tiene una capacidad de acción y de movilización que en este momento no tiene ninguna otra organización política en la República Dominicana y digo política porque aunque la Marcha Verde es el gran movimiento social de la República Dominicana, los objetivos y las cosas por las que lucha son políticos. Entonces Marcha Verde es una organización que cualquiera que quiera organizar algo en la República Dominicana tiene que llamarlo y tiene que sentarse”, subrayó.

FNP aconseja a Medina que convoque un diálogo nacional

El dirigente de la Fuerza Nacional Progresista (FNP), Vinicio Castillo Semán llamó al presidente Medina a tomar iniciativas que “descompresione la caldera social y política que hoy vive la República Dominicana”. Dijo que la selección de los jueces del Tribunal Superior que se hará próximamente es un escenario ideal para enviar al país una señal de consenso.

“La Marcha Verde de ayer (el domingo) fue impresionante. Entendemos que el presidente Medina debe comprender que estamos en momentos de crisis social y política y que la designación de un Tribunal Superior Electoral parcializado, compuesto por personas que respondan a intereses político-partidarios, va a repercutir en una profundización de la crisis y a una radicalización en las posiciones de diferentes actores políticos y sociales en contra del presidente y su gobierno”, expresó Castillo Semán.

Agregó que la manifestación del domingo es una muestra de que la sociedad está pidiendo un cambio de conducta a la clase política.

“He insistido en la necesidad de un gran pacto nacional que descompresione esta caldera. Se hacen necesarias grandes reformas políticas e institucionales, la designación de un Tribunal Superior Electoral de consenso y una reforma electoral y ley de partidos que tenga la aprobación del gobierno y oposición y de la sociedad civil”, insistió.

Advirtió al gobierno que “si ese mensaje no se lee correctamente vamos derecho a un precipicio institucional con consecuencias imprevisibles”.

De su lado, el diputado del PLD, Tobías Crespo dijo que la solicitud de que se investigue al presidente Medina es una evidencia de que el Movimiento está impulsado por intereses políticos.

“Hay que esperar al 2020 para ganar elecciones y el cariño de la gente, sobre esa hay algunas solicitudes que son extemporáneas, improcedentes, fuera de cualquier lógica política y jurídica”, dijo.

El legislador agregó que este movimiento ha calado en la sociedad porque están pidiendo el fin de la impunidad, una lucha legítima, pero que pedir el sometimiento penal del presidente Medina está distanciado de esos fines.

Maldonado dice marcha es expresión democracia 
Diputados oficialistas rechazaron el pedido del Movimiento Marcha Verde que exigió el sometimiento a la justicia del presidente Danilo Medina y aseguran que esas peticiones son improcedentes. Rubén Maldonado consideró que las manifestaciones del Movimiento Verde son financiadas y organizadas por los sectores que se sienten desplazados como los generadores del sistema eléctrico dominicano por la entrada de las planta a carbón de Punta Catalina. “Esos sectores tienen la capacidad y la fortalecen para ese financiamiento, pues se sienten amenazados por Punta Catalina”. Maldonado dijo que el movimiento es una expresión del clima de democracia que se vive en el país, pero que también “los que no lograron el apoyo popular en las pasadas elecciones”.